“Recordar es la única manera de detener el tiempo.” (Jaroslav Seifert)


El proyecto trata de una instalación constituida por diferentes reproducciones escultóricas del agua. La obra reproduce un manantial donde el agua permanece parada en el tiempo. El tiempo se detiene para provocar la reflexión y contemplación de lo que se está presenciando, en contraposición a la velocidad a la que estamos sometidos debido al avance tecnológico, su omnipresencia y omnipotencia.  La fragilidad de un sistema digital, que como si de un filtro se tratase, media entre nosotros y el mundo, una realidad que vivimos a través de intermediarios. Por ello las obras tienen una estética hiperrealista basada en los principios de la geometría no euclidiana, dejando atrás la geometría clásica y dando paso a un formato libre y líquido. Esta hiperrealidad es más que una sustitución de la realidad por su imagen, por su máscara, es una construcción artificial que anula tanto la ficción como la realidad. 


 

Aarón Sanromán - MANANTIAL - Instalación en vivienda deshabitada
MANANTIAL - Instalación en vivienda deshabitada
Aarón Sanromán - MANANTIAL (Fragmento II)
MANANTIAL (Fragmento II)
Facebook Twitter Instagram share